lunes, 19 de septiembre de 2011
8 comentarios

España campeona de Europa de baloncesto... otra vez!

España se ha proclamado campeona de baloncesto en el Eurobasket disputado en Lituania al ganar la final a Francia (98-85), poniendo otra piedrita más en la trayectoria de una generación que dio el salto de calidad definitivo hace ya 10 años. Los "juniors de oro" lo han ganado todo (Mundial de Japón 2006 incluido). Y lo mejor de todo es verlos jugar con esa alegría y esa camaradería que exhiben año tras año. Grandes!
Los campeones... y un montón de espontáneas.
El campeonato comenzó igual que el de hace dos años en Polonia, con ciertas dudas en el juego y una derrota inesperada en la primera fase (esta vez ante Turquía). Sin embargo, la gran diferencia entre esta selección y las de antes es el rendimiento en las eliminatorias, cuando ya no hay margen de error y una derrota significa volver a casa. La España de baloncesto, igual que la de fútbol, tenía la costumbre de caer eliminada en cuartos de final. Pero eso era antes, porque ahora el equipo se crece en los partidos importantes.
España gana porque es una piña.
De esta forma, en cuartos cayó Eslovenia (86-64) y en semifinales Macedonia (92-80), la gran sorpresa del campeonato por su fantástico juego y por haber eliminado a la anfitriona Lituania. Y en la final esperaba Francia, que también hizo un campeonato espléndido, aunque empañado por ese partido que se dejaron perder ante España en la liguilla para conseguir unos cruces en teoría más favorables. La jugada no les salió bien, porque se enfrentaron a Grecia y Rusia en vez de Eslovenia y Macedonia, pero aún así llegaron a la final. A mí eso de que un equipo de deje ganar no me parece nada profesional; pero bueno, cada loco con su tema.

La final fue el único partido que vi del campeonato, pasando la noche casi en vela porque se disputó de 3:00 a 5:00 de la mañana según el horario coreano. Pero cuando el espectáculo es como el de esta noche, todo sacrificio es poco con tal de poder verlo. España hizo un partido muy serio y regular, no dejando que Francia mantuviese grandes rachas. Desde el principio se cogió una ventaja cómoda de 5-10 puntos, muy bien administrada a lo largo del encuentro, haciéndola subir poco a poco. Por momentos el juego de España fue sublime, tanto en defensa como en ataque. Si el baloncesto total existe, es esto.

La final deja varios nombres propios. Primero, por supuesto, la "bomba" Navarro (88 puntos entre cuartos, semis y final), justo ganador del MVP al mejor jugador. Donde otros ponen músculo, él pone calidad y mentalidad. Tenerlo en el equipo es toda una garantía. Pau Gasol es el otro gran pilar del equipo, y quizá el jugador que mejor simboliza el salto de calidad que dio España en los últimos 10 años. Además, sabe asumir un papel más secundario si es necesario, trabajando en la sombra. También me gustó mucho Víctor Sada, luchador como siempre. Se acaba haciendo un hueco en cualquier equipo que esté, porque siempre da el 100%. Y la sorpresa de Ibaka, que en la primera parte jugó de portero, poniendo 5 tapones como 5 soles.
Juan Carlos Navarro, la Bomba, MVP del Eurobasket.
En el lado negativo destacaría a Ricky Rubio, que sigue con su proceso de "estancación". Es una pena lo de este chico que tanto prometía. Como no espabile, en la NBA se va a terminar de hundir. Otros jugadores también estuvieron por debajo de su nivel habitual, pero no fue más que un sacrificio en bien del conjunto, porque España tiene una concentración de talento nunca vista en el baloncesto nacional. Todos supieron asumir sus roles y aprovechar sus minutos. Tiene mucho mérito, porque no es nada fácil. Ahí es donde se ve que el grupo es una piña, y congenian tan bien fuera como dentro de la cancha.

Y voy a terminar con un apunte un poco fuera de lugar, pero es que hay una cosa que no consigo quitarme de la cabeza. El gran hito de España en baloncesto, el momento que nos puso en lo más alto, por encima de las 6 medallas que llevamos en los últimos 7 Eurobasket, fue el Campeonato del Mundo logrado en Japón en 2006. Y al frente de ese equipo había un entrenador llamado Pepu Hernández, que fue el verdadero artífice del fantástico grupo deportivo y humano que forma el núcleo de la selección desde entonces. Pepu fue despedido porque, según José Luis Saéz (presidente de la Federación), tenía un acuerdo para entrenar a otro equipo y la selección "requiere dedicación absoluta". Su sustituto fue Aíto García Reneses, del que todo el mundo sabía que entrenaría al Málaga al año siguiente. Pepu tardó varios años en volver a entrenar, porque no tenía ningún acuerdo con ningún club. Y después de Aíto llegó Sergio Scariolo, que lleva 3 años compatibilizando el puesto de seleccionador con la posición de entrenador en el Khimki ruso primero y del Olimpia Milano de Italia después. O sea, que no tiene la dedicación absoluta que parecía ser condición indispensable, y además ni siquiera entrena en España. Ambos, Scariolo y sobre todo Sáez, tienen suerte de contar con una generación de jugadores irrepetible, cuyos éxitos tapan este pequeño escándalo.
Homenaje a Felipe Reyes y Víctor Claver, que perdieron a sus padres recientemente.
Pero que nada quite brillo a la merecidísima victoria de España, que repite campeonato. El último equipo que se había proclamado campeón había sido Yugoslavia hace 20 años, con jugadores como Petrovic, Divac, Kukoc, Paspalj, Radja... casi nada. Y el anterior había sido la URSS. Es un gustazo poderse comparar con esas selecciones históricas. Nos vemos en Londres 2012!
COMPARTIR ES BUENO
Si te gusta este blog
ayúdame a mejorarlo
a cambio de recompensas :)
INFORMACIÓN AQUÍ
  1. La noche en vela para ver el partido, pero ha merecido la pena! Vaya si no :)

    ResponderEliminar
  2. yo, de mayor, quiero ser IBAKA... aunq me vale con llegar a ser tan grande como el pequeñín de Navarro... xDDD

    y sí, Ricky... ufff... Ricky Ricky... a la NBA le enviamos un niño, por la cuenta q nos trae ya puede venir un hombre!!!

    ResponderEliminar
  3. En estos momentos Ricky no me da ninguna confianza. Hasta me alegra que se vaya del Barsa.

    Y lo de Ibaka fíjate que me da un nosequé. No me gustan esas nacionalizaciones a la carta, tan fáciles cuando se trata de un deportista de élite. Además, aunque no discuto que sea bueno, en estos momentos es que ni nos hace falta. Eso sí, sus minutos de bloqueador de voleybol molaron XD

    ResponderEliminar
  4. que grande España... os dejo un par de artículos de mis jugadores favoritos xD...
    Juan Carlos Navarro, el MVP eterno
    Ibaka, ‘míster gorras’

    ResponderEliminar
  5. Una generación sin duda histórica del basket!

    ResponderEliminar
  6. Enhorabuena por tu clasificación parcial en los premios Bitácoras. Os deseamos mucha suerte. Un saludo.

    ResponderEliminar
  7. Sinceramente casi ni vi el campeonato porque estaba tan claro que España iba a ganar.. había tanta diferencia! Ahora a esperar el amistosillo contra Estados Unidos.. eso sí que será un espectáculo :) Un saludo!

    ResponderEliminar
  8. Bueno, tan claro no estaba, que había grandes equipos como Lituania, Rusia, Francia e incluso Macedonia. Tiene muchísimo mérito haberlo conseguido. Lo que sí es cierto es que le regularidad de la selección en los últimos años es asombrosa... no fallan casi nunca!

    ResponderEliminar

Comentar es gratis y aumenta karma ;)